Congo

Escuela “RobertAnna” - Ngandanjika - Kasayi (2014-2015)

Con este proyecto, se está construyendo un complejo escolar de referencia en el Municipio campesino de Ngandanjika, que permita sobrepasar los fallos intelectuales y éticos de nuestro sistema actual de enseñanza y que contribuya a la formación de un alumnado mejor, con un fuerte ideario cristiano.

 

Para conseguirlo, la principal estrategia consiste, en un primer lugar, en la selección rigorosa y la buena preparación profesional del personal administrativo y docente. En un segundo lugar, la admisión del alumnado y la apertura de las clases se hará de manera progresiva, empezando el primer año por la escuela infantil y el primer curos de primaria, de modo que las nuevas clases se abrirán siempre contando con alumnos que hayan empezado su formación en esta escuela y la admisión de alumnos de fuera

 

Pero para conseguir que la educación sea integral y en igualdad de oportunidades para los chicos y las chicas, es imprescindible no sólo el reciclaje profesional de los/as maestros/as, sino una capacitación empoderadora en los derechos del niño y de la niña, en género, en ecología y en higiene y salud. De modo que transmitan esos valores y principios a sus alumnos y alumnas por igual, impregnando con ellos toda la actividad que se desarrolla en la escuela, facilitando así su apropiación por los niños y las niñas.

 

Por ese mismo motivo, será necesario también capacitar de igual manera a padres y madres y a la jefatura de las tribus protagonistas, para que la educación recibida en casa o en el entorno comunal esté más en sintonía con la que recibirán en la escuela, y los efectos de esta educación integral, a los/as alumnos/as de la escuela, se multipliquen al resto de la comunidad.

 

Así, mediante la educación integral e integradora de las personas, se crearán las condiciones para llegar a un auténtico desarrollo humano para todos y para todas.

 

Para la formación escolar tradicional, el complejo escolar tendrá tres niveles de formación. El primer nivel será el de la educación infantil a partir de los 3 años, con una escuela de 4 aulas, 100 plazas. Esta escuela tendrá despachos para los administrativos y los docentes, material didáctico y un bloque de letrinas. El segundo nivel será el de la educación primaria con una escuela de 18 aulas (3 aulas por cada uno de los 6 cursos) y 950 plazas. Tendrá despachos, material didáctico y 2 bloques de letrinas diferenciadas por sexo. El tercer nivel será el de la educación secundaria con una escuela de 18 aulas (3 aulas por cada uno de los 6 cursos) y 950 plazas. Tendrá también despachos, material didáctico y 2 bloques de letrinas diferenciadas por sexo.

 

Para la formación y actividades culturales, la escuela tendrá 1 sala de informática, 1 biblioteca con sala de lectura, 1 salón de actos de 300 plazas, y para la formación y actividades deportivas, tendremos 2 terrenos de fútbol, 2 terrenos de baloncesto y 2 terrenos de voleibol.

 

Se construirá también 2 internados de 60 plazas cada uno sólo para chicas y para chicos  con respectivos dormitorios, comedores, cocinas, almacenes, duchas y un pozo de agua potable que servirá también para el conjunto de la escuela.

 

Para estas infraestructuras, ya se dispone de un terreno de 200.000 metros cuadrados donado por la Jefatura Tradicional de Kabundya, un clan de la tribu de Beena Ngandanjika.

 

Para la protección de los edificios y, también, para formar la conciencia ecológica del personal y del alumnado de la escuela, se creará un jardín escolar de 2.000 árboles.

 

Las obras de construcción se estiman que duren 6 años. 

Seminario Malole - Ngandanjika - Kasayi (2015)

El seminario, en tanto empiecen a tener mayor producción gracias al proyecto del año 2014 del tractor y ampliación de la producción, sigue siendo deficitario y se les ayuda a subsistir cubriendo el déficit que tienen para el desarrollo de su labor.

Seminario Malole - Tractor y Aperos labranza - Ngandanjika - Kasayi (2014)

El Seminario Mayor de Cristo Rey Kasayi Theologicum / Malole es una institución eclesiástica dedicada a la formación de futuros sacerdotes de la provincia eclesiástica de Kananga.

 

Para su subsistencia, el seminario tiene tres fuentes principales de ingresos. La tercera fuente es la autofinanciación. En este contexto, la comunidad del seminario pasa 15 horas a la semana para trabajar en los campos (maíz, yuca, palma y café) y las vacas de cría. Por desgracia, el seminario no puede tener buenos resultados debido a la precariedad de sus medios de producción. El arado azada sólo permite un promedio de 7 hectáreas por año, con los inconvenientes involucrados un trabajo no mecanizada.

 

La única solución es mejorar las condiciones de realización de los trabajos agrícolas.

 

Por este motivo el proyecto ha consistido en la compra de un tractor con accesorios (arado, rastra y remolque) podría ayudar a proporcionar gran parte de la comida, proporcionando de este modo seminaristas, formadores y condiciones laborales del personal vida decente y de trabajo.

 

Para lograr los objetivos de este proyecto, el seminario dedicará un técnico experto (ingeniero agrónomo) que va a enseñarles tanto el manejo como la gestión del mismo.

.

Con la adquisición de este tractor, se espera pasar de una producción de 7 hectáreas por año (promedio actual) a 60 hectáreas por año mediante la promoción de la tierra retirada. El tractor permitirá intensificar y diversificar su agricultura, con el cultivo de maíz, yuca, frijoles, soja, cultivos de hortalizas, aceite de palma, árbol de café, etc..

Apoyo a los niños brujos - Mbuji Mayi - Kasayi (2014)

Proyecto Casa Escuela Don Bosco.-

 

En La ciudad de Mbuji Mayi, capital del Kasai Oriental, los niños que sobreviven en la calle o en la explotación de minas de diamantes, pueden ser más de 30.000 sin contar los que huyen a las grandes ciudades acusados de brujos.

 

Una encuesta del Unicef estima en 15.000 los niños y niñas menores que trabajan en las minas de diamantes, explotados como esclavos por adultos, militares y traficantes y la edad media de las niñas es de 10 años. Una media de 6 niños mueren cada día sepultados en las galerías o por violencias, y el número de los muchos que desaparecen en el comercio sexual, comercio de órganos y otros trabajos forzados es desconocido.

                         

El obispo de la diócesis y las autoridades civiles han solicitado los salesianos para poder hacer algo pues el drama crece cada vez más. El 80% de los niños de la calle de Kinshasa y Lubumbashi son originarios de esta región del Kasai Oriental.

 

Son obligados a huir porque una vez acusados de brujos, si logran salvarse a los maltratos y violencias, no podrán regresar a su familia y cualquiera se siente autorizado de  hacerles mal.

 

Difícilmente pueden sobrevivir de trabajo o pidiendo limosnas, pues considerados culpables de las enfermedades, de las catástrofes naturales, de accidentes, de la falta de trabajo, de toda crisis y de toda mala suerte….  para llegar a Kinshasa o Lubumbashi, hacen más de 1000 km a pie, o escondiéndose en los camiones o en los trenes. Son muchos los que mueren en camino o sufren accidentes, son mutilados, violados.

 

Desde la fundación, los salesianos acogían también los niños de la calle, pero hubo momentos en el que fueron perseguidos y masacrados y algunos niños incluso murieron dentro de la parcela de Don Bosco, sin que los salesianos pudieran intervenir.

 

Hoy el clima de hostilidad hacia los niños de la calle está siempre presente, en general vienen  llamados serpientes y acusados de brujería. Al mismo tiempo ha crecido la conciencia en muchos adultos que hay que hacer algo.

 

Construccion Casa Parroquial - Diócesis de Mbujimayi - Ngandanjika - Kasayi (2013)

Uno de los problemas pastorales mayores a los que se enfrenta la Iglesia de Mbujimayi es la escasez de los sacerdotes y la falta de infraestructuras para organizar comunidades cristianas.

 

Esta carencia no favorece la debida atención pastoral a los feligreses y explica la bajada progresiva del número de los católicos frente a la invasión de las sectas evangelistas y a la entrada cada vez más importante del Islam, que disponen de importantes medios materiales y de comunicación para sus campañas de propaganda y de conquista.

 

Para hacer frente a esta situación, es urgente que la Iglesia refuerce su presencia en el terreno. Por eso, hace falta que tenga un personal sacerdotal y pastoral muy competente y comprometido, gracias a una buena pastoral de vocaciones sacerdotales, religiosas y laicas. También hace falta que disponga de medios materiales para crear nuevas comunidades parroquiales, dotadas de infraestructuras adecuadas a su misión: Iglesias, Residencias Sacerdotales, Centros de formación, Servicios sociales y Medios de transporte.

 

Con el presente proyecto, pretenden concluir el proceso de creación de la Parroquia de Santa Bakhita con la construcción de una casa sacerdotal. En la actualidad el sacerdote párroco vive en una residencia escolar situada a 5 kilómetros de la parroquia. Por falta de medios para asegurarse un transporte cotidiano entre el lugar de su residencia y la parroquia, el párroco está impedido para atender espiritualmente y pastoralmente a su comunidad, de modo que las principales actividades pastorales dirigidas por el sacerdote sólo tienen lugar el domingo: celebración eucarística, catequesis, consejos parroquiales, reuniones de movimientos católicos…

 

La construcción de una casa parroquial ha facilitado la presencia permanente del sacerdote en su comunidad, al mismo tiempo que permite la acogida de un sacerdote vicario y de seminaristas en prácticas pastorales.

 

La residencia sacerdotal construida consta de: 1 apartamento para el párroco, 1 apartamento para el vicario, 2 apartamentos para visitas, 1 despacho parroquial, 1 salón comunitario, 11 comedor comunitario. 1 cocina, 1 almacén y 1 sala de archivos de la parroquia.

Apoyo trabajo misioneras combonianas - Isiro (2012-2013)

La parroquia Santa Ana, en Isiro (RD Congo), está dividida en sectores. El sector de la ciudad misma y otros seis (6) sectores más en la zona rural. En total son 52 los pueblos que siguen a nivel pastoral. El pueblo más distante está situado a 120Km de Isiro.

 

 

Su trabajo no es únicamente a nivel pastoral. Se mueven en el terreno de la justicia, de la formación y sensibilización a nivel social, humano, de desarrollo…

 

El problema con el que se encuentran es la falta de infraestructuras. Después de la guerra la carretera es inexistente; para acceder a los pueblos sólo pueden desplazarse en moto. Los grandes socavones llenos de agua así como el terreno mismo y los pueblos situados en plena selva hacen que sea imposible el poder desplazarse de modo autónomo.

 

Necesitan siempre la ayuda de un conductor que les lleva a los diferentes sitios a los que van.

 

Por ello piden una ayuda, en la medida de las posibilidades, para apoyarles y poder continuar con sus actividades.

 

Los gastos más comunes son: carburante para los desplazamientos, pagar al conductor, mantenimiento de la moto, fotocopias, libros, tinta para imprimir….

 

 

Construccion, equipamiento y mantenimiento internado pigmeos - Betou (2012-2013)

DESCRIPCIÓN DEL PROYECTO

 La Congregación de las Hijas de la Caridad  y el P. Favré consideraban prioritaria la construcción de  escuelas para la impartición de los cursos del método ORA. Este método, especialmente diseñado para los niños pigmeos, les permite, en dos años, adaptarse a su nuevo ambiente y aprender las bases de la lengua francesa, teniendo en cuenta su cultura y sus especificidades. Al término de los dos años, los niños pueden integrarse sin problema al sistema educativo del país.

Por ello ahora es necesario la construcción de un internado donde poder alojar a los huérfanos y a aquellos que viven muy lejos de la escuela, a fin de facilitarles la escolarización y garantizar unos buenos resultados académicos.

 

OBJETIVOS GENERALES DEL PROYECTO

El objetivo general del proyecto es participar en la salvaguarda y en la valorización de las riquezas culturales, humanas y espirituales de las poblaciones autóctonas por el derecho a la educación escolar de su infancia buscando una integración armoniosa en la sociedad.

Beneficiarios

            50 niños y jóvenes pigmeos y sus familias. 15 de estos serán los más mayores, de 15 y 16 años que podrán asistir a una escuela de oficios que hay en Betou, donde se enseña albañilería, mecánica, cocina, costura y agricultura.

También serán beneficiarios los padres de los alumnos, ya que la mayor parte de ellos están muy interesados en que sus hijos estudien este método que les permitirá incorporarse al sistema educativo oficial y en que se capaciten en oficios.

Por último, el proyecto se verán beneficiados los hombres y mujeres que participarán en la construcción de las escuelas, que incluye, además, los trabajos de preparación de los terrenos y búsqueda de los materiales en el bosque. El comité de padres de alumnos de cada localidad, se encargará de implicar a la población en el desarrollo de este proyecto, de interés para toda la comunidad.

El internado será una gran contribución al desarrollo de los Baakas, pueblo marginado en Congo y permitirá a los niños continuar su esclarizacion en la escuela pública y en la escuela de oficios de Betou.